¿El Bicarbonato de Sodio es Bueno Para la Gastritis?

¿El Bicarbonato de Sodio es Bueno Para la Gastritis?En este artículo te voy a mostrar si el bicarbonato de sodio es bueno para calmar la gastritis.

El bicarbonato de sodio es un compuesto que suele usarse en las cocinas de cualquier parte del mundo por tener una serie de propiedades de lo más interesantes.

Sin embargo, pocos son los que conocen las ventajas que esta sustancia tiene para curar determinadas enfermedades tanto de forma interna como externa.

Ahora bien, aquí quiero centrarme solo en lo que atañe a la gastritis.

La gastritis es un problema de salud que puede estar causándote numerosos trastornos y que debería ser tratado de forma completamente natural para que puedas recuperar buena parte de la salud que te ha robado.

Por lo tanto, presta atención a todo lo que tengo que contarte.

¿Qué es el bicarbonato de sodio?

El bicarbonato de sodio es uno de los compuestos químicos de consumo diario más frecuentes en todo el mundo.

Por su composición, este producto de color blanco y textura fina resulta ser un tipo de sal que no representa ningún perjuicio para la salud siempre que se consuma con moderación y de la forma adecuada.

Es más, el bicarbonato de sodio es tan beneficioso que puede ser empleado incluso a nivel externo, aunque lo que aquí me preocupa compartir contigo es la capacidad que tiene para tratar algunos problemas relacionados con la gastritis.

De su composición química se deriva una de las grandes propiedades del bicarbonato.

Esta no es otra que su capacidad para contrarrestar los ambientes ácidos consiguiendo unos niveles de alcalinidad que resultan de lo más beneficiosos para conseguir estados de salud óptimos especialmente a nivel digestivo.

Así, a la pregunta que te hacías sobre los beneficios de tomar bicarbonato de sodio como remedio para paliar la gastritis quiero decirte que no deberías tener ninguna duda.

Esta sustancia esconde algunas ventajas que pueden hacerte olvidar tu enfermedad de una vez por todas.

Los problemas más comunes de la gastritis

Descubrir un poco la sintomatología propia de la gastritis es algo que también puede ayudarte de forma muy importante a conseguir curarla de forma eficaz.

Lo primero que tienes que saber es que la gastritis no solo se produce por causas físicas, ya que el estado mental también contribuye a acrecentar sus síntomas, especialmente si se producen problemas como la ansiedad o el estrés.

Con todo, lo que sucede en el interior de tu cuerpo cuando la gastritis comienza a manifestarse no es ni más ni menos que la inflamación de las paredes internas de tu cavidad gástrica.

Así, al inflamarse esta zona, la acción de los ácidos liberados en la digestión aumentan de forma bastante sensible.

De esta manera atacan tejidos que no están preparados para resistir la acción del ácido clorhídrico y de otras sustancias similares que se liberan en la digestión.

El resultado no es otro que una continua sensación de dolor en cualquier parte de tu aparato digestivo y la imposibilidad de llevar una alimentación adecuada que te permita gozar de un estado de salud correcto.

Es más, si la gastritis no se detiene, su progreso puede desembocar en la aparición de úlceras e incluso de diversos tipos de cáncer.

De ahí la importancia que tiene el que puedas llevar a cabo un tratamiento correcto para paliar sus síntomas, algo a lo que el bicarbonato de sodio puede ayudarte bastante.

La acción del bicarbonato de sodio

Consumido de forma correcta, el bicarbonato de sodio es una sustancia que llega directamente al interior de tu estómago para liberar todo su poder en el lugar en el que más falta hace.

Pero, ¿qué es lo que hace exactamente el bicarbonato de sodio para resultar tan recomendable en los episodios de gastritis que están afectando a tu día a día?

Pues nada más y nada menos que alcalinizar el interior de tu estómago al instante.

Recuerda que ya te expliqué que por su composición química el bicarbonato de sodio es un potente antiácido natural que neutralizará el efecto del ácido clorhídrico y de otros compuestos similares que son los que causan la sensación de ardor e indigestión que a veces sientes.

Así, tomando una dosis de bicarbonato conseguirás que estas sustancias desaparezcan por completo del interior de tu estómago.

Por lo que podrás volver a recuperar la salud y la calidad de vida que te mereces.

Piensa también que las inflamadas paredes internas de tu estómago son una zona propicia para que los ácidos estomacales sean capaces de causar estragos en forma de dolorosas úlceras.

Al inflamarse, la cavidad gástrica pierde su protección frente a las agresiones de estos agentes.

Por lo tanto, es fundamental evitar que su aparición sea frecuente y demasiado habitual.

Por lo que el consumo de bicarbonato de sodio puede convertirse en la mejor forma de conseguir evitar problemas más serios en el futuro que acaben desmoronando la salud digestiva de tu organismo, algo que no te gustará experimentar de forma alguna.

Formas de consumir bicarbonato de sodio

Tan importante como conocer los beneficios del bicarbonato de sodio es saber exactamente cuál es la mejor forma de consumirlo si quieres olvidarte de una vez por todas de los efectos de la gastritis.

Aquí voy a dedicar unas pocas palabras al respecto, ya que no quiero que pierdas la oportunidad de disfrutar de un excelente compuesto que puede alegrarte la vida solucionando la peligrosa acidez que suele acompañar a la gastritis de forma habitual.

Lo primero es que evites completamente la ingesta de bicarbonato sin diluir previamente.

La forma correcta de tomar esta sustancias es mezclando una cucharada pequeña en un buen vaso de agua y removiendo la solución hasta que el polvo de bicarbonato de sodio quede completamente mezclado con el agua.

Es interesante que pienses alguna vez en añadir unas gotas de limón a la mezcla.

Con los agentes antioxidantes de esta fruta cítrica conseguirás que tu cuerpo asimile correctamente el bicarbonato dando un valor curativo más alto a la solución que estás tomando.

Eso sí, no te pases con la cantidad de limón que usas, ya que es una fruta ácida que puede elevar los niveles de acidez de tu estómago. 

Sin embargo...

Esto es MENOS del 2% de lo que necesitas hacer para curar tu gastritis de forma natural

Con los consejos que te acabo de dar, solo estás atacando los síntomas de la enfermedad.

La clave está en atacar y eliminar todas las causas que originan el problema.

Y lo digo por experiencia, ya que yo padecí de gastritis.

Los dolores eran insoportables y no podía llevar una vida normal. Y la medicina no podía ayudarme.

Hasta que empecé a seguir un tratamiento natural.

Gracias a este tratamiento... mis dolores desaparecieron. Mi vida dio un giro de 180 grados y pude volver a ser la misma persona de antes.

Si quieres saber cómo aplicar tú mismo el mismo tratamiento natural...

Haz clic aquí para mostrarte cómo ponerlo en práctica y comienza a curar la gastritis de forma natural

Saludos

María

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *