¿La Avena es Buena Para la Gastritis?

¿La Avena es Buena Para la Gastritis?En este artículo te voy a mostrar las propiedades de la avena y te diré si es buena para calmar la gastritis.

Existen pocos alimentos que sean más completos para llevar una dieta equilibrada que la avena.

Este cereal encierra en su interior una buena cantidad de sustancias que te ayudarán a disfrutar de una alimentación equilibrada sin que tengas que preocuparte por tu salud ni por ningún otro motivo.

Además, la avena es perfecta para tratar algunas enfermedades como la gastritis, una dolencia que afecta de forma muy especial al sistema digestivo y que puede encontrar un rápido remedio en el consumo de avena.

Aquí quiero descubrirte los motivos y darte algunos consejos que te ayudarán a consumir avena, por lo que no deberías perderte todo lo que tengo que contarte.

Las propiedades de la avena

Es fundamental que conozcas en primer lugar lo que hace que la avena sea tan indicada para tu trastorno digestivo.

Con ello comprenderás toda la ayuda que tu organismo puede recibir con el simple hecho de consumir avena de forma frecuente.

Para empezar, la avena contiene grandes cantidades de fibra vegetal que te serán de gran ayuda.

Cualquier dieta que quiera mejorar el funcionamiento del aparato digestivo tiene que contar con una buena dosis de fibra.

Lo que ocurre es que esta sustancia resulta de lo más interesante para equilibrar las digestiones o para neutralizar la acción de sustancias peligrosas para el organismo.

Sin embargo, las propiedades de la avena no se quedan exclusivamente en contener una buena cantidad de fibra.

Al contrario, este cereal es excepcionalmente rico en otras sustancias que pueden ayudarte bastante.

Por ejemplo, las vitaminas B1 y B2 son muy necesarias para que tu cuerpo pueda acometer el procesamiento de los alimentos que ingieres con total normalidad, algo que te servirá de gran ayuda para combatir los problemas causados por la gastritis.

Otro compuesto de gran interés presente en la avena es el betaglucano.

Con él conseguirás absorber de forma completamente natural algunos de los ácidos más peligrosos que se generan dentro de tu sistema digestivo y que en muchas ocasiones se esconden detrás de tus problemas de gastritis.

Los minerales presentes en la avena son también más que interesantes.

Este cereal integral contiene grandes porcentajes de potasio, magnesio o zinc, sustancias indispensables para llevar una dieta equilibrada que te ayude a mejorar notablemente tu salud.

Ahora que conoces de forma cercana las propiedades que se encierran en la avena quiero describirte las mejoras que sentirás en tus problemas de gastritis cuando comiences a consumir avena.

Avena y gastritis

Como es fácil de advertir, al comenzar una dieta en la que la avena sea uno de los alimentos fundamentales empezarás a notar que tus digestiones son mucho más efectivas.

Esto se debe a la presencia de la fibra vegetal que encierran los granos de avena.

Ten en cuenta que la fibra hace que el bolo alimenticio se compacte de una forma más rápida, por lo que tu debilitado sistema digestivo tendrá que esforzarse mucho menos para completar la digestión.

Además, el tránsito de los alimentos en el estómago será menor.

Esto es ideal para que tu organismo no tenga que liberar grandes cantidades de ácidos en tu cavidad gástrica.

Y no lo olvides, estos ácidos son los que provocan en muchos casos los problemas de gastritis a los que te ves expuesto.

Pero la fibra de la avena aún tiene una propiedad más que no puedes perder de vista.

Se trata de su capacidad para absorber ácidos como el clorhídrico y otros parecidos que irritan de forma muy importante las paredes de tu estómago.

De esta manera provocan grandes dolores y procesos inflamatorios de todo tipo que pueden conducir a la aparición de enfermedades muy graves.

Pese a que la fibra de la avena tiene propiedades saludables, hay otros componentes que no puedes perder de vista.

Quiero que tengas muy presente que los minerales que se encuentran de forma natural en la avena son especialmente aconsejables para reducir la acidez estomacal que tanto te preocupa.

La naturaleza suele ofrecerte remedios para muchos de los problemas que tienes.

Así, el magnesio y el potasio presentes de forma natural en los copos de avena son alimentos ideales para conseguir neutralizar el efecto de los ácidos que provocan la gastritis.

Con esto tienes una oportunidad de recuperar tu salud de forma natural que no debes dejar escapar.

Las vitaminas del grupo B presentes en la avena también son fundamentales para ti.

Buena parte de tu salud digestiva se recuperará de forma eficaz a poco que comiences a incluir en tu dieta estas vitaminas que son totalmente indispensables para el buen funcionamiento de tu organismo.

Por lo tanto no hay ninguna excusa para no tomarlas.

Formas de aprovechar la avena

Lo primero que quiero dejarte claro al respecto es que no debes consumir productos procesados que digan que tienen avena en su composición.

Cereales azucarados o galletas suelen tener el reclamo de la avena, pero la verdad es que al estar mezclado con otras sustancias perjudiciales este cereal pierde todas sus saludables propiedades.

Si vas a comenzar a consumir avena solamente tienes que servirte de la que se presenta en copos o en salvado sin incluir absolutamente nada más.

También te aconsejo que busques las variedades de procedencia ecológica, ya que son las más saludables que existen.

Para aprovechar la avena lo que te aconsejo de un modo más destacable es que la incluyas en tus desayunos para comenzar el día protegiendo tu estómago con la mayor eficacia.

Combínala con leches vegetales como la de arroz o la de almendras y añade frutas que también sean buenas para la gastritis como el plátano o la manzana y tendrás un plato lleno de saludables propiedades.

También puedes añadir copos de avena en ensaladas y otros platos o crear jugos y batidos que tengan en la avena un suplemento lleno de beneficios.

Por ejemplo, un batido de pera y manzana con copos de avena es una colación excelente para tratar tus problemas de gastritis.

Lo mismo que un jugo verde hecho con zanahorias, avena y unas cuantas hojas verdes de productos como las espinacas. 

Sin embargo...

Esto es MENOS del 2% de lo que necesitas hacer para curar tu gastritis de forma natural

Con los consejos que te acabo de dar, solo estás atacando los síntomas de la enfermedad.

La clave está en atacar y eliminar todas las causas que originan el problema.

Y lo digo por experiencia, ya que yo padecí de gastritis.

Los dolores eran insoportables y no podía llevar una vida normal. Y la medicina no podía ayudarme.

Hasta que empecé a seguir un tratamiento natural.

Gracias a este tratamiento... mis dolores desaparecieron. Mi vida dio un giro de 180 grados y pude volver a ser la misma persona de antes.

Si quieres saber cómo aplicar tú mismo el mismo tratamiento natural...

Haz clic aquí para mostrarte cómo ponerlo en práctica y comienza a curar la gastritis de forma natural

Saludos

María

3 respuestas a “¿La Avena es Buena Para la Gastritis?”

  1. María Elena Garrido Martínez dice:

    Me ha encantado. Hace demasiado poco tiempo que ceno avena cocida en leche. Me desaparecieron todas las molestias que me producían dolor, acidez,… que no me dejaban dormir. Doy fe de que es cierto que la avena absorbe los ácidos, etc. etc. Hoy quise saber por qué la avena es tan buena para la gastritis, y ahora lo entiendo todo. ¡ Cómo los médicos no conocen todo esto! Y así hacer mucho bien a los pacientes. Yo la estoy tomando por casualidad, y ¡qué maravillla! GRACIAS a la naturaleza, que nos da estos remedios, y al Creador de ellla. GRACIAS, GRACIAS.

  2. nancy dice:

    ¡Gracias por tan buena información!
    En verdad, me gusta la avena y es más benéfica cruda.
    La tomo en ayunas, remojada solo con agua y me ha hecho mucho bien. Además, su sabor no es desagradable.
    Bendiciones

  3. María del Carmen Lamoglie dice:

    Hoy he comenzado con avena y leche para el desayuno muy Rica,hasta ahora solo cocinaba con ella budines pan galletitas,esperemos me ayude con la gastritis.Gracias por el informe

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *